La Curiosidad.

febrero 20, 2015 | 0 Comments | Caye

Lo reconozco, no soy un nativo digital dada mi edad, pero lo que soy es una persona muy curiosa. La curiosidad siempre ha estado conmigo, y siempre me ha traído cosas buenas. Yo  más bien me definiría como un curioso activo, vamos que no me he quedado muchas veces solo en la curiosidad, sino que más bien he puesto en práctica todo lo que me ha brindado. Toda la gente que he tenido alrededor siempre me ha hecho ver que la curiosidad era muchísimo más grande que todos mis miedos juntos.

Desde muy pequeño siempre he tenido curiosidad por cualquier aparato electrónico que podía pasar por mis manos. Aún recuerdo ese momento cuando mi padre conectaba el Teletenis a la televisión el blanco y negro, los cartuchos de la Atari o de la Megadrive. O el sonido cuando arrancaba ese primer ordenador Sony MSX, y las partidas interminables al Fernando Martín con un Commodore 64.

Pasó el tiempo y llegó el momento chicharra, ese instante de conectar el router a la línea de teléfono y empezar a oír chiiiiiiiiiiiiiiiiiirrrriiiiiiiiiiiiiiii, chiiiiiiiiiiiiiiiiiriiiiiiiiiiiiiiii, y decir, ¡estoy conectado a Internet!, gestionar mi primera cuenta de correo electrónico, elegir un Nickname (Tanoda) para registrarme en multitud de foros donde participaba. En fin todo eran los inicios de lo que vemos como normal a día de hoy, todo esto lo descubrí siendo muy curioso.

Ya lo recuerdo, fue un 16 de Enero de 2008. Llevaba mas de 10 años interesándome por todo lo que ocurría por la red, pero fue justo en ese día cuando lo descubrí por casualidad o  por curiosidad. Si, Facebook entro en mi vida, bueno en mi vida y en la de millones de personas. He pasado por todos los estados posibles a través de mi muro. Desde ese primer mensaje en facebook que publique, “with my family” algo muy interesante estaría haciendo, hasta hoy. Esta evolución mía en las redes sociales la ha provocado la curiosidad, la acción y las personas con las que me he relacionado.

Aún mantengo y recuerdo conversaciones con amigos sobre todo esto del Social Media, como que no es lo suyo. Son de esos que se piensan que hay un ejercito de espías viendo todo lo que hacen, que si hacen una compra por Internet les robaran el dinero del banco. Horas y horas me he tirado con muchos de ellos, explicándoles cosas de privacidad, de cómo publicar, y de cómo todo esto, no te quita tiempo, sino todo lo contrario. Y lo mejor de todo es que te lo pasas bien. ¿Sabes cómo convencí a la mayoría de ellos?, con dos preguntas:

¿Cómo afrontarías una conversación con un posible cliente, sabiendo quién es y obteniendo muchísima información a través de sus redes sociales?

¿Qué harás cuando tu hijo de 7 años empiece a saber lo que es todo esto y tú no tengas ni idea?

Son dos preguntas que no fallan para despertar la curiosidad de los anti redes sociales.

Ahora sí, con todo esto no te digo que te refugies en las redes sociales y seas el mas molón en el 2.0 y que luego te vea por la calle y ni me saludes. ¡Eso lo odio!

La curiosidad me llevo a descubrir todo este mundo, pero sabes lo mejor de todo…

QUE LA CURIOSIDAD ME LLEVÓ A CONOCERTE.

Caye

Fuente de la foto Pinterest

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmailby feather

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *