El secreto.

mayo 18, 2016 | 2 Comments | Coco

 

 

Otro curso se va.

Para una madre de tres hijos en edad escolar, los años van de “septiembres” a “junios”. Pero esta vez es diferente. Un capítulo se acaba. Para mi hija mayor se abre una nueva puerta. Se gradúa. Le llegó la hora de dejar el colegio, coger las maletas y empezar su proyecto de futuro. Con el punto y final de una etapa que se va llegan…los puntos suspensivos. Llega una meta que estaba muy lejos pero que llegó. Se me hace muy raro. Las cosas como son.

Beatriz: La Universidad, los créditos y Erasmus te esperan. Eso sí. Primero un merecido descanso. Y después toca seguir. Hay que seguir. Y aunque parece que todo va saliendo conforme al guión, tienes que saber que la vida no es un manual. Nada es como al principio. Porque a ese guión le han ido dando forma tus sueños y la experiencia.

Déjame que te diga que el fin de primer acto no ha estado nada mal. Lleno de sorpresas, alguna que otra piedra en el camino, muchas alegrías y las dudas necesarias. Hiciste cosas que nunca pensé que harías. Has luchado por todo eso que querías y, lo más importante, comprobaste en tus propias carnes que en esta vida hay que hacer alguna cosa con la que no estás a gusto. Es el precio para llegar donde quieras. Aunque tú esto todavía lo creas…a medias.

Recuerda que hacer lo que te da la gana es hacer lo que quieres. Y que eso que quieres,  para bien o para mal, irá formando la mujer que vas a ser. Poco a poco, y desde bien pequeña, empezaste a dejar rastro de todo eso que haces…y de lo que no. Aquello que has sentido, hecho o dejado de hacer, tiene su porqué. Y su para qué. En ti y en el resto de la humanidad. Y tú ya has llegado a esa edad en la que nuestros actos empiezan a tener consecuencias. Ándate con ojo porque por cada paso que des, o no, dejarás huella.

Sé que no quieres muchos consejos. Ni yo dártelos. Sólo te diré que oportunidades las hay a puñados, pero que merezcan la pena no tantas. Trata de entender que lo que hagas o no, dependerá de que tenga, o no, sentido tu vida. Y que si no quieres luchar, no luches. Nadie te va a juzgar por ello. ¡No les dejes que lo hagan!

Grábate a fuego de una vez por todas que lo único que existe es el hoy. Que el futuro nunca será como lo imaginaste. Y que el pasado sólo sirve para aprender.

La vida, al fin y al cabo, va de lo que va.

Y la gracia de la vida es…vivirla.

Ahí está el secreto.

 

Firmado: Mamá.

 

 

Autora de la imagen: Una madre que ve cómo sus hijos crecen.

Fecha: Un día cualquiera con Beatriz.

 

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmailby feather

2 Comments

  1. Posted by Francis on

    Me ha encantado Coco!! No son consejos pero sí verdades como puños ….

    • Posted by Coco on

      Tienes razón Francis, son verdades.Y experiencia. Y…la vida.
      Un abrazo!!!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *